Menú
La moda en 'Sexo en Nueva York'

ICONOS DE ESTILO

La moda en 'Sexo en Nueva York'

La popular serie está considerada todo un referente en lo que actualmente son las 'it-girls'. En Bekia Moda analizamos con todo detalle el estilo de cada una de las protagonistas.

Cartel de 'Sexo en Nueva York' Cartel de 'Sexo en Nueva York'

Carrie, Samantha, Charlotte y Miranda fueron las cuatro protagonistas de la conocida serie de la cadena de televisión HBO, 'Sexo en Nueva York', siendo popularmente conocido como el quinto personaje, la misma Gran Manzana donde las protagonistas vivieron sus aventuras amorosas durante seis temporadas.

Pero en este lugar por el quinto protagonista de la serie, la ciudad de Nueva York tiene un claro rival con el mundo de la moda, puesto que las tendencias, los looks, el estilo y los modelitos que llevaron las protagonistas, sobre todo la principal, Sarah Jessica Parker, se hicieron casi más famosos que ellas mismas.

La misma Carrie Bradshaw se convirtió en un auténtico icono de estilo, gracias a aparecer cada semana en televisión, teniendo sus propios accesorios fetiche, como pueden ser los Manolos o su cadena con su nombre, así como el tutú que lleva en la cabecera de la serie, uno de los más copiados, y que tan sólo costó 5 euros.

Evolución de la moda en la serie

Durante seis temporadas, la estilista Patricia Field fue el cerebro en la sombra que pensaba los looks que llevaban Carrie, Samantha, Charlotte y Miranda en cada uno de los capítulos, así como después en las dos películas que se hicieron tras el fin de la serie, así que ella es la gran artífice de que estas cuatro mujeres se convirtieran iconos de estilo. Por ello, no es de extrañar que también haya participado en el vestuario de otras películas, relacionadas con el mundo de la moda, como 'El Diablo viste de Prada'.

Lo más seguro, es que la primera imagen que tengas de esta serie sea el tutú que llevaba Sarah Jessica Parker en la cabecera de la serie, mientras suena la típica música, que como hemos dicho, tan sólo costó cinco euros, e hizo una aparición magistral en la película, "Sexo en Nueva York 1".

En cuanto al estilo de las protagonistas, y sobre todo de Carrie Bradshaw, hay una clara evolución que ha seguido los patrones de la moda durante los años de la grabación de esta serie, desde modelos que se pueden considerar más sencillos, hasta llegar a los espectaculares vestidos que saca la protagonista en su última temporada mientras se va a vivir a París.

Samantha, Miranda, Carrie y Charlotte, protagonistas de 'Sexo en Nueva York' Samantha, Miranda, Carrie y Charlotte, protagonistas de 'Sexo en Nueva York'

Lo mismo sucede con el resto de las protagonistas, desde Miranda con sus enormes trajes de corte masculino en las primeras temporadas, hasta terminar con trajes de grandes firmas y vestidos de ejecutiva, siempre con un punto práctico, pero mucho más sofisticado.

Charlotte, la niña pija de Nueva York, también sufre una evolución en su estilo, siempre marcada por las tendencias más clásicas, pero comienza con vestidos de lo más recatados, pasando por un estilo sport-chic en su primer matrimonio, para terminar poniendo una nota ligeramente sexy a sus vestidos de corte lady.

Puede que el estilo de Samantha sea el que menos evolucione durante los años de esta serie, sin contar las películas donde todas están de impresión, ya que siempre con la sensualidad como bandera, los vestidos ajustados, minifaldas y taconazos, así como los escotes más pronunciados son sus notas de estilo, aunque hay que reconocer que en las últimas etapas se refina.

Ahora vamos a ir repasando el estilo de las cuatro protagonistas a lo largo de la serie 'Sexo en Nueva York', comentando los giros que han dado a sus modelitos, las firmas a las que han caído rendidas y las tendencias que han creado.

Carrie Bradshaw (Sarah Jessica Parker):

Sin lugar a dudas la gran protagonista de la serie, convertida en icono de estilo, categoría que ha mantenido tras el final de la serie y que aún la acompaña, porque para su día a día y, sobre todo, para posar en las alfombras rojas, se ha quedado con un trocito de la manera de vestir y de entender la moda de este personaje.

Carrie Bradshaw Carrie Bradshaw

Ahora, con todas las blogger mostrando sus looks donde se combinan la alta costura, con moda pret-a-porter y firmas low cost, como Zara, Mango,H&M o Asos, parece que es algo habitual, pero antes de Olivia Palermo, Carrie Bradshaw ya combina prendas de la firma de Inditex con vestidos de haute couture, con estampados que parecían imposibles y con complementos originales y llamativos.

La evolución en el estilo del personaje interpretado por Sarah Jessica Parker es bastante evidente, porque si en las primeras etapas Patricia Field la vestía con minivestidos ajustados o jeans con camisetas, en los últimos capítulos de la serie fue cuando la actriz se convirtió en una it-girl y todo lo que tocaba se ponía en lo más alto de las tendencias.

Un estilo urbano y cosmopolita, que mezclaba prendas vintage con grandes firmas como Chanel, Dior, no hay que olvidar su caída entrando en la tienda de París, Louis Vuitton, vestidos de Halston, etc. pero sin lugar a dudas dos firmas pueden sentirse como las favoritas de Carrie Bradshaw. Por un lado, el clutch de Fendi, uno de sus favoritos y que la acompaña durante toda la serie, pero sin lugar a dudas, su gran descubrimiento fueron los zapatos del español Manolo Blahnik, por los que sufre cuando se los roban en la calle y con los que le pide matrimonio Mr. Big en el final de la primera película, pero sobre todo, con los que se contonea con sus taconazos por las calles de Nueva York.

No podemos cerrar este repaso a su estilo, sin hacer un inciso sobre sus cambios de estilo dependiendo de su pareja: desde sus looks más sport cuando sale con Aidan Shaw, pasando por los modelos más sofisticados, glamourosos y llamativos en su relación con el artista ruso Aleksandr Petrovsky, siendo el estilo durante sus idas y venidas con Mr. Big, tan cambiante como su relación. Pero si algo se ha mantenido durante todas estas historias de amor, es su cadena de Carrie, que muchas mujeres han copiado y que ella casi pierde en los últimos capítulos.

Samantha Jones (Kim Cattrall)

El estilo más sexy, provocativo y pasional de toda la serie, rozando en ocasiones looks imposibles y casi con mal gusto, pero nunca llegando a este punto, siendo totalmente acorde con la personalidad desinhibida y seductora.

La irresistible y seductora Samantha Jones La irresistible y seductora Samantha Jones

La forma de vestir de Samantha Jones no varía demasiado con el paso de las temporadas, aunque sí se vuelve más sofisticado, acorde con su papel de mujer de negocios segura de sí misma, sacando siempre su lado más atractivo y llevando la seducción como bandera.

Pocas veces vemos al personaje interpretado en esta serie de tv por Kim Cattrall con bailarinas o zapatos planos, siendo uno de sus looks preferidos los vestidos ajustados, con taconazos y escotes pronunciados, apostando también por ellos cuando van a cenas de gala o eventos de postín, ya que pocas veces la vemos con vestidos largos.

Entre las firmas preferidas por Samantha Jones, nos encontramos a Hermès, no hay que olvidar su pelea por el conocido bolso Birkin con Lucy Liu por el medio,Fendi, Chanel, pasando por Emilio Pucci o Emanuel Ungaro.

Charlotte York (Kristin Davis)

El contrapunto perfecto al estilo de Samantha Jones, porque si una es la sensualidad, la otra es el estilo más clásico, pijo y con un toque retro de la serie, marcado por sus vestidos años 50, que fueron cambiando a más sofisticados con el paso de las temporadas de esta serie de tv.

Charlotte, la 'niña pija' de Nueva York Charlotte, la 'niña pija' de Nueva York

Acorde con su estilo, deja de lado la excentricidad que puede marcar el estilo de sus compañeras de ver la moda, por una tendencia conservadora, recatada, de "niña bien" de Nueva York, ya que la vemos desde conjuntos de tenis, a vestidos de cuadros haciendo patria del país de su primer marido, hasta sus románticos vestidos de boda.

Nina Ricci, Laura Ashley, son algunas de la firmas elegidas para Charlotte York, con el estilo de los años 50 y 60 muy marcado, pero sabiendo sacar su lado más sexy cuando la ocasión así lo requiere.

Miranda Hobbs (Cynthia Nixon)

El claro ejemplo del estilo de la mujer trabajadora es el que luce Miranda Hobbs en los capítulos de esta serie, evolucionando al igual que lo hizo la moda, desde los enormes de trajes de chaqueta de corte masculino de las primeras temporadas, hasta el estilo "working girl", elegante que lleva en los últimos episodios y en las películas.

Miranda HobbsMiranda Hobbs

Sólo hay que ver su sencillo vestido de novia para darte cuenta de que la comodidad y el estilo práctico son los dos mantras de moda del personaje interpretado por Cynthia Nixon, con diseños deAlberta Ferretti al final de la serie de tv, donde sacaba su lado más sofisticado y colorido, porque es el personaje al que más veces puedes ver vestida de negro y con chándal de toda la serie.

Lecciones de estilo

La principal lección de estilo que podemos sacar de la serie de televisión "Sexo en Nueva York", es que puedes ponerte lo que quieras, cómo quieras y cuándo quieras, siempre que tú estés cómoda y te sientas bien con la ropa que llevas, porque si Carrie Bradshaw salió a la calle con una camisa blanca masculina, cinturón y taconazos, tú puedes ponerte lo que quieras.

Otra lección de moda que nos dio esta serie de tv, fueron las primeras pautas de las ahora conocidas como "it-girls", es decir, la posibilidad de mezclar firmas de alta costura, con otras low cost y conseguir un estilo único y unos looks perfectos.

Así que, definitivamente, la moda en 'Sexo en Nueva York' es uno de los personajes principales, que se quedó grabado en nuestra mente tras el fin de la serie de televisión.

Artículos recomendados