Menú
La naturaleza y los animales salvajes llegan a la Paris Fashion Week con el desfile de Balmain
La naturaleza y los animales salvajes llegan a la Paris Fashion Week con el desfile de Balmain

OTOÑO/INVIERNO 2017/2018

La naturaleza y los animales salvajes llegan a la Paris Fashion Week con el desfile de Balmain

La firma ha mostrado su faceta más salvaje con un otoño/invierno 2017/2018 cargado de prendas animal print y tejidos únicos.

Salvaje, diferente y con un toque rebelde: Balmain ha vuelto a sorprender a todo el mundo con su desfile en la Semana de la Moda de París. El director creativo de la firma, Olivier Rousteing, explicaba a los medios momentos antes del desfile que es como "un grito" que le sale de dentro, "un largo viaje" que se entiende no solo con las prendas, también con la música y el ambiente del show.

A estas alturas no hay duda de que Balmain es una de las marcas más esperadas de la jornada debido a sus sorprendentes propuestas. Si el año pasado se inspiraba en la moda étnica, esta vez ha ido un paso más allá con una colección que no ha pasado desapercibida para nadie.

Gigi Hadid en el desfile de Balmain otoño/invierno 2017/2018 en la Paris Fashion WeekGigi Hadid en el desfile de Balmain otoño/invierno 2017/2018 en la Paris Fashion Week
Por si esto fuera poco, entre las modelos que se han subido a la pasarela se encontraban Gigi Hadid y Kendall Jenner, las top del momento, junto a Joan Smalls y Elsa Hosk. Todas ellas lucían un peinado y un maquillaje propio de una auténtica amazona, otorgandole aún más sentido al desfile.

Naturaleza y animales

Para Balmain el otoño/invierno 2017/2018 se viste de animales salvajes, por ello entre sus looks no puede faltar el animal print en todas sus versiones. Piel de cocodrilo y de serpiente, estampado con manchas de tigre, plumas propias de unas auténticas alas, flecos, pieles...Todo tiene cabida en el desfile más salvaje y natural de la marca.

La firma apunta a que las legging boots seguirán siendo uno de los calzados más utilizados, en combinación con prendas como faldas mini, vestidos asimétricos, camisas con transparencias o chaquetas decoradas con tachuelas. Además, cabe destacar los abrigos con largas capas que juegan con la estética animal.

Entre los colores más utilizados, además de los estampados propios de la naturaleza, destacan las tonalidades marrones, negras e incluso azul marino y naranjas. Para darle un toque más sofisticado a las prendas, Balmain ha añadido el dorado, los brillos y pedrería en algunas de sus piezas.

Artículos recomendados