Menú
Cómo vestirse para un viaje largo en coche
Cómo vestirse para un viaje largo en coche

MODA EN LA CARRETERA

Cómo vestirse para un viaje largo en coche

Los viajes en coche pueden ser aventuras agotadoras, pero si sabemos como vestir para la ocasión puede resultar mucho más ameno.

Si estás leyendo este artículo es porque eres un/a conductor/a habitual o porque te toca ir de copiloto cada vez que vuelves a casa de vacaciones. Sea la opción que sea, es importante saber que el outfit que se lleve durante el viaje influye mucho en que se convierta en un trayecto cómodo o, por el contrario, en un trayecto horrible. Por eso, al igual que en cualquier otra circunstancia, hay un 'protocolo' de vestimenta para acertar al 100% con el look. Y esto no no se lo ha inventado nadie, solo la propia experiencia.

Consejos a la hora de escoger el look

El truco es elegir siempre ropa que nos favorezca y que nos haga sentir bien con nuestro aspecto pero que a su vez sea cómoda. Por ejemplo, unos jeans elásticos combinados con una camiseta básica blanca y unos tenis son un acierto seguro; un outfit favorecedor y cómodo para conducir o, en todo caso, vaguear un poquito en el asiento de atrás.

Lo mejor ropa deportiva y elásticaLo mejor ropa deportiva y elástica

Leggings y jeggings

Lo de vaguear y unos jeans elásticos es la clave ya que si es viaje es un poco más largo de lo normal no se aguantará mucho en una postura recta y pronto se estará uno retorciendo en el asiento, más aún si se trata de un viaje de más de cuatro horas. La elasticidad de los jeans o, por qué no, unos leggins deportivos serán el mejor aliado para echar una siestecita como pasajeros o para acompañar al conductor como copilotos.

Ropa deportiva

Otro de los outfits más adecuados para hacer un viaje es la ropa deportiva. Es cierto que un look para ir al gimnasio no siempre nos hace sentir demasiado favorecidos, sin embargo, si se sabe combinarlo con unos tenis de plataforma y una sudadera chula, seguro que se consigue estar cómodos con el conjunto y triunfar para el viaje. Sobretodo si se es el conductor, gracias a la elasticidad de las mallas o el pantalón de chándal, se tendrá más libertad de movimiento y las piernas se cargarán la mitad durante el trayecto en coche.

Mejor colores oscuros para posibles manchasMejor colores oscuros para posibles manchas

Ropa de color oscuro

Es cierto que un color oscuro es lo que menos conviene para los meses de calor, sin embargo, hay que pensar de una manera más cauta. Ya se sabe: Persona cauta vale por dos. Y es que en un coche, con espacio limitado y durante muchas horas, puede ocurrir muchas cosas. Por poner un ejemplo, puede ser que nos apetezca llevar un refresco o una bebida isotónica para el cansancio y, a mitad del viaje, durante un bache, se derrama. En el caso de llevar ropa oscura es mucho más sencillo disimular esa mancha. Eso sí, en caso de que la catástrofe sea evidente, siempre es recomendable llevar ropa de repuesto en el coche. ¡Mejor prevenir que curar!

Una bufanda o una pasmina

Este se trata sin ninguna duda del complemento perfecto para cualquier tipo de viaje; ya sea en coche o en avión, barco, tren autobús... ¿Por qué será el complemento estrella? Por dos razones muy sencillas:

Una pasmina para evitar que nos coja el fríoUna pasmina para evitar que nos coja el frío

  • Resguarda del frío en caso de aire acondicionado bastante fuerte. No hay olvidar que es raro viajar solos y que no todos el mundo tiene el mismo rango de frío y calor. Por ello, se viaje en verano o en invierno es conveniente llevar un fular para arroparse un poquito.
  • ¡Es la almohada perfecta! En el ratito que no nos toque conducir quizá queramos echar una cabezada, para ello ayuda muchísimo tener un pequeño apoyo. Es importante para no tener dolencias en el cuello y cómo no, para que el soporte de la cabeza sea blandito y confortable.
  • Mejor dejar de lado los accesorios

    Al igual que los accesorios son los mejores aliados de cara a cualquier outfit urbano o arreglado del día a día, serán los peores para viajar. Si se conduce, lo mejor es olvidar los anillos grandes y las maxipulseras, serán una auténtica tortura a la hora de conducir e incluso un estorbo y despiste al volante. Rozaduras, hinchazón en verano... mejor guardarlos en una cajita y utilizarlos una vez finalizado el viaje.

    Nada de tacones y plataformasNada de tacones y plataformas

    Nada de tacones o plataformas para conducir

    Es evidente que a la hora de conducir los tacones y las plataformas no serán buenos amigos ya que dificultan bastante las maniobras con los pedales. Y esto no lo dice el protocolo de vestimenta, lo dice la propia Dirección General de Tráfico y suele ser una de las preguntas de los test de autoescuela. Es cierto que hay persona con una gran habilidad para conducir vistiendo stilettos, sin embargo, no es lo más recomendable.

    En verano: Ni shorts ni sandalias

  • Los shorts, un arma de doble filo

    Cuando llega el calor necesitamos despojarnos de todas las prendas de manga larga y quedarnos con lo básico, aunque la elección más fresquita no siempre es la mejor. Por ejemplo, si los asientos del coche son de cuero, los shorts pueden jugar una mala pasada en tema de irritaciones y sudor. Es mucho mejor optar por unos pantalones largos y de tejido ligero o transpirable para evitar pasar por ese momento tan incómodo. ¡Ya habrá tiempo de lucir bronceado cuando termine el viaje!

  • Las sandalias están prohibidas por la DGTLas sandalias están prohibidas por la DGT

  • La sandalias, prohibidas por la DGT

    Por otro lado las sandalias, según la DGT no es recomendable conducir con zapato sin sujeción, además, puede caer alguna que otra multa si nos pillan conduciendo en chanclas de playa

  • En conclusión, es mucho mejor conducir con calzado deportivo o cerrado que arriesgarse a una multa o a tener un accidente por tener un desliz con las chanclas. En cuanto a la ropa, ya se sabe, cositas cómodas y en verano mejor largo y transpirable.

    Artículos recomendados