Menú
Willow Smith acompañará a Cher en la campaña otoño/invierno 2015 de Marc Jacobs

UNA PROTAGONISTA MÁS

Willow Smith acompañará a Cher en la campaña otoño/invierno 2015 de Marc Jacobs

A sus 14 años, la hija de Will Smith ha conseguido alzarse como una de las figuras principales de la campaña del modista norteamericano.

Willow Smith, una de las protagonistas de la campaña otoño/invierno 2015 de Marc JacobsWillow Smith, una de las protagonistas de la campaña otoño/invierno 2015 de Marc Jacobs
A cuentagotas. Así es como se está dando a conocer la que será una de las últimas colecciones del año de la firma Marc Jacobs. Porque si los planes de futuro del modista consistían en crear mucha expectación y desconcierto con su línea otoño/invierno 2015, no hay duda alguna de que lo está consiguiendo, y con creces.

Y es que, tras haber presentado a Cher, hace poco más de una semana, como protagonista de sus próximas piezas, ya se ha hecho oficial el nombre de la persona que acompañará a la artista de 'I Believe' en este nuevo trabajo de moda. "La primera imagen de nuestra campaña otoño/invierno 2015", decía Jacobs en la imagen que evidenciaba la unión profesional entre la de California y la marca norteamericana. Por lo que no era novedad que las sorpresas irían cayendo una tras otra.

Ahora, poco más de una semana después, las redes sociales vuelven a situarse como las responsables de destapar esta nueva identidad. Con un estilo completamente diferente, nacida medio siglo después y compartiendo una misma pasión: el mundo de la música. Así es como se presenta la segunda estrella -que no la última- de Marc Jacobs. Y bajo esas cualidades, la figura que se esconde no es otra que la de la pequeña Willow Smith, hija del afamado actor Will Smith. Porque sus 14 años de edad no parecen ser problema alguno para afrontar un proyecto de tal envergadura.

Willow Smith entre bastidores durante la sesión fotográfica de Marc JacobsWillow Smith entre bastidores durante la sesión fotográfica de Marc Jacobs

Una joven estrella

Una vez más, queda confirmado que el talento también puede llevarse en la sangre. Sentada y luciendo un vestido negro con tablas y un abrigo brillante de colores, poco distancia la escena de Smith a la de su compañera Cher. Mismo escenario pero distinta personalidad y carácter. Una fusión que pocos se podrían haber llegado a imaginar y que amplía aún más la incertidumbre de quién será su próxima presa. En lo que respecta a Willow Smith, no hay duda de que el trabajo será todo un exito rotundo, ya que no se trata de la primera vez que la de Los Ángeles se enfrente a un proyecto de este tipo.

Artículos recomendados