Menú
Encaje y pedrería cubren los trajes de noche de Maya Hansen en Madrid Fashion Week

OTOÑO/INVIERNO 2012

Encaje y pedrería cubren los trajes de noche de Maya Hansen en Madrid Fashion Week

Los vestidos de noche y los trajes de chaqueta se imponen a los corsés en una colección inspirada en los años 40 y 50.

Maya Hansen se consolida en la pasarela Cibeles como una de las diseñadoras aventajadas. La famosa corsetera, que ha vestido a la mismísima Lady Gaga, sorprende en esta ocasión con una colección de noche donde los corsés, a pesar de ser las mejores piezas presentadas, se reducen en número.

La inspiración de Hansen mostrada en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid se encuentra en los años 40 y 50, con Juncal Rivero como mujer objeto, caminando sobre la pasarela al ritmo de Etta James o Dinah Washington

Trajes de noche de Maya Hansen para otoño/invierno 2012 Trajes de noche de Maya Hansen para otoño/invierno 2012

La creadora ha decidido ampliar su mercado y se ha centrado en los eventos nocturnos de la próxima temporada otoño/invierno. El encaje es uno de los puntos fuertes de la colección, siempre superpuesto a telas ligeramente brillantes y forrando escotes y bajos de faldas.

Hansen busca luz en su nueva serie de diseños, donde el negro se cubre con lentejuelas en los cortes más discretos: vestidos largos sin escote, minifaldas, chaquetas y faldas evasé. La paleta de colores cubre desde el rojo más llamativo, a discretos verdes, granates y azules.

El traje de chaqueta nos llega con pantalones ceñidos a la cintura y ligeramente acampanados, siempre en raso y con pequeños detalles brillantes. El 'new look' que inventara Christian Dior también ha tenido su homenaje con un diseño compuesto por chaqueta negra de hombros marcados y voluminosa falda en azul klein.

Corsés de Maya Hansen para otoño/invierno 2012Corsés de Maya Hansen para otoño/invierno 2012

Los corsés: diseños clásicos y brillos

Las piezas claves de Maya Hansen siempre son los corsés, y en esta ocasión nos ha presentado una colección clásica en formas y colores, donde las sensuales lazadas traseras vueven a cubrir la espalda de la mujer. Las piezas en negro ganan espectacularidad gracias a líneas verticales de pedrería blanca sobre el pecho, mientras que el resto de ajustadísimos diseños ganan volumen gracias a superposiciones sobre el pecho y las caderas.

Los corsés nos llegan tanto en su versión más corta, sobrepasando ligeramente la cintura de la mujer, como en su opción más llamativa, alcanzado las caderas femeninas. En este último caso, Hansen los ha combinado con ligeras capas de tul.

Artículos recomendados