Menú
Tendencia boyish: guía de estilo
Tendencia boyish: guía de estilo

SIEMPRE CON ESTILO

Tendencia boyish: guía de estilo

El estilo boyish es el último grito dentro del mundo de la moda y ya son muchas las famosas que se han dejado ver con él. Aquí tienes las claves para que tú también te atrevas a lucirlo con éxito.

Una de las grandes ventajas que tiene la moda es que ésta nunca es aburrida, ya que las tendencias que dominan la calle y los escaparates cambian continuamente. Y es que si la prenda estrella de una temporada es el pantalón pitillo y estrecho, lo más probable es que en la próxima quede sustituido por la pata de elefante. Así es el mundo de la moda y de las tendencias. Uno nunca sabe si lo próximo que se llevará será un corte o una forma por la que nunca hubiésemos apostado que podría hacerse un hueco en nuestros armarios, como ya ha ocurrido con las mallas de ciclista, o si tendremos que desempolvar una chaqueta o un vestido que hacía ya varios años que había caído en desgracia.

En esta temporada otoño/invierno 2018/2019 los estampados son los grandes protagonistas, sobre todo en forma de animal print o de cuadro tartán. Pero tampoco podemos olvidarnos de los abrigos de pelo o de borrego, el pantalón cargo multibolsillos o el jersey de cuello vuelto. Otra de las tendencias que ha venido pisando fuerte en los últimos meses ha sido el estilo boyish, es decir, el look inspirado en el estilo masculino y en el que el traje sastre se convierte en nuestro mejor aliado. A continuación, te damos todas las claves para que luzcas este estilo con éxito.

Madonna ha sido precursora del estiloMadonna ha sido precursora del estilo

NO ES UNA NUEVA TENDENCIA, ES UNA VUELTA AL PASADO

A pesar de que puedas pensar que esta tendencia es toda una revolución, nada más lejos de la realidad. Y es que la propia Coco Chanel ya puso patas arriba el mundo de la moda a finales de la década de los años 20 cuando empezó a mezclar lo masculino y lo femenino en sus propios estilismos. La diseñadora no dudaba a la hora de salir a la calle con corbatas y trajes que, incluso, robaba a sus amantes y sus looks aún sirven de inspiración a miles de diseñadores de todo el mundo. Ya en los años 60, Yves Saint Laurent recuperó este estilo cuando diseñó su ya icónico esmoquin para mujer, una de las prendas que más se han podido ver en la alfombra roja. Actualmente la abanderada de este estilo boyish es la actriz Blake Lively, que los ha lucido de mil formas y colores en varias galas y premieres.

Gracias a ella, muchas celebrities e influencers se han apuntado a este estilo boyish, una buena noticia para nosotras ya que nos podemos inspirar en sus looks para crear nuestro propio estilo. Ahora convertirte en una auténtica it-girl tan sólo depende de ti y de tu valor a la hora de arriesgar, y es que para lucir esta tendencia con éxito hay que perder todo el miedo al qué dirán. Lo primero que debes saber es que las prendas básicas para un traje de estilo masculino son unos pantalones de corte ancho y una americana a juego. Luego ya puedes añadirle otros detalles que aporten los últimos retoques al look.

YSL lo convirtió en modaYSL lo convirtió en moda

PODRÁS ENCONTRARLOS PARA TODOS LOS GUSTOS

Si quieres empezar poco a poco introduciéndote en este estilo boyish, lo mejor es que apuestes sobre seguro y optes por un diseño liso. En Zara o en Mango podrás encontrar diferentes versiones en tonos como el rojo, salmón o el siempre elegante negro. En el caso de que quieras lucirlo en una fiesta u ocasión elegante, puedes combinar el traje con un bralette de encaje bajo la americana abierta o cerrada o simplemente abrocharte los botones de la chaqueta sin nada por debajo. Ambas opciones te harán lucir un look de lo más sugerente y muy, muy sensual. Sin embargo, si lo que quieres es lucirlo en tu día a día para ir al trabajo o en una jornada de compras, entonces puedes optar por ponerte una camisa básica blanca o de un tono neutro por debajo o un top de estilo crop top que quede justo por encima de la cintura alta de los pantalones. En ambos casos puedes combinar el outfit con unos tacones o bien con unas sneakers para darle un toque más juvenil y desenfadado.

En cambio, si lo que quieres es ir más allá y poner toda la carne en el asador, entonces no te cortes y atrévete a lucir un traje con estampado. Puedes optar por ]el típico y siempre elegante cuadro tartán o príncipe de gales en tonalidades grises, modelos que podrás encontrar en muchas firmas de moda como Sfera o El Corte Inglés. Aunque si lo que quieres es ser un poco más original, entonces podrás encontrar trajes femeninos cubiertos por diseños florales, geométricos o con estampados multicolor. En todos estos casos puedes combinarlos de la misma manera que lo harías con un traje liso, aunque debes asegurarte de que lo que uses por debajo de la americana sea de un color liso y poco llamativo para no recargar el look.

Tuvo sus años de augeTuvo sus años de auge

LOS DETALLES TAMBIÉN IMPORTAN

Como ya has podido comprobar, el traje de estilo boyish podrás encontrarlo en una gran variedad de colores, pero también de formas y texturas. Por ejemplo, puedes optar por una silueta más ceñida, aunque si perder el corte ancho en el pantalón, o bien por un estilo overzise. Y es que muchas famosas como Alba Flores ya han lucido sus trajes XXL. Otras opciones son cambiar los pantalones rectos clásicos por bermudas anchas, de corte tobillero o en forma de pata de elefante. En cuanto a los materiales y texturas de este estilo, los trajes básicos podrás encontrarlos confeccionados con poliéster, algodón o lana. Sin embargo, son los de pana o terciopelo los que más originalidad aportan a la hora de lucir esta tendencia boyish.

Éstos últimos podrás encontrarlos en tonos eléctricos como el rosa fluor o el azul grisáceo, pero también en otros colores más discretos como el tono pardo, verde botella o negro. Además, una de las grandes ventajas que tienen la pana y el terciopelo es que no sólo son cómodos sino de lo más calentitos, perfectos para estos meses de invierno. Como remate final al look, puedes optar por algunos detalles y complementos que pondrán la guinda a tu traje boyish. Por ejemplo, puedes lucir unos elegantes mocasines o zapatos de estilo Oxford; o bien combinar un chaleco por debajo de la americana, ya sea éste del mismo color que le traje o de alguno tono que combine. Y, si eres tan atrevida como Blake Lively, también puedes añadir un bastón o un reloj de bolsillo que te convertirán en la más estilosa del lugar.

Artículos recomendados