Menú
Extravagancia y opulencia: así fue el regreso de Balmain a la Alta Costura después de 16 años
Extravagancia y opulencia: así fue el regreso de Balmain a la Alta Costura después de 16 años

VISIÓN FUTURISTA

Extravagancia y opulencia: así fue el regreso de Balmain a la Alta Costura después de 16 años

De la mano de Olivier Rousteing, la casa de moda francesa regresa a las pasarela de alto postín con un homenaje -a su manera- a Pierre Balmain.

Dieciséis años, en los tiempos que corren, son muchos años. Como se suele decir, mucho ha llovido desde que Oscar de la Renta presentó en 2002 sobre la pasarela de la Alta Costura una colección inspirada en Rusia y que mezclaba entre sus diseños lo mejor de los dos mundos más poderosos, el estadounidense y el europeo. Por aquel entonces Internet estaba echando a andar, las redes sociales ni existían y las hermanas Kardashian era unas completas desconocidas.

Vestido malva de tull en el desfile de Alta Costura Primavera 2019 de BalmainVestido malva de tull en el desfile de Alta Costura Primavera 2019 de Balmain
Ahora, en pleno 2019, el desfile de la casa francesa ya rezumaba cambio con solo mirar el front row. Si en 2002 lo ocupaban mujeres de la alta sociedad del momento, ahora las primera filas estaban ocupadas por importantes rostros de la moda catalogados en función de sus seguidores en redes sociales. Chiara Ferragni o Pelayo Diaz eran algunos de esos reputados nombres dignos y merecedores de un asiento a escasos centímetros de prendas de ropa que oscilan los 100.000 euros de valor.

"Yo estoy mirando al pasado para entender el presente y, en realidad, para soñar con un mejor futuro", declara el propio Oliver Rousteing, director creativo de la marca desde 2011. Y eso es lo que estarían por salir por aquella pasarela: un remix de pasado y futuro presentado en un presente quizá no muy preparado para lo que el francés había ideado. "Trata sobre la belleza de Francia, vuelvo a los básicos de esta casa", era la nota a pie de página que hacia sobre la colección.

Un mirada futurista puesta en el pasado de Balmain

Modelo con un pantalón y joyas de Alta Costura Primavera 2019 de BalmainModelo con un pantalón y joyas de Alta Costura Primavera 2019 de Balmain
Sobre la pasarela apareció la ya conocida como #BalaminArmy (escuadrón de modelos de la marca) teñidas de blanco y negro de pies a cabeza como si de alienígenas se tratasen enfundadas en diferentes prendas de Alta Costura. La gran mayoría de estas prendas eran creaciones en un blanco nuclear que daban pasos a otros azules bebé, verdes agua, violetas y rosas pastel. Todo ellos sobre metros y metros de tull engalanados con lentejuelas, pedrería y cristales de Swarovski. Aún que la tela no estaba repartida a partes iguales. Había vestidos de los mas pomposos con cola larga pero también minivestidos al más puro estilo Balmain.

Llamaron especialmente la atención las particulares perlas que Oliver Rousteing decidió incluir en la colección quien sabe como sin con el fin de que aportasen la elegancia con las que Karl Lagerfeld ha conseguido impregnarle durante tanto años gracias a sus diseños para Chanel. Pero el francés siempre va hasta las últimas y las perlas se convirtieron en gigantes brazaletes e incluso minifaldas. Sin duda Rousteing ha decidido volver con Balmain a la Alta Costura por todo lo alto y no dejando indiferente a nadie aún que parece no convencer a la gran mayoría por la transgresión que parece haber tomando en este nuevo rumbo en la Alta Costura. Ahora, la última palabra, la tienen las celebrities cara a los grandes eventos que están por venir como los Premios Oscar. ¿Se atreverá alguna a lucirlos en la alfombra roja?

Artículos recomendados