Menú
Jeremy Scott recupera a la supermelos para presentar la última colección de Moschino
Jeremy Scott recupera a la supermelos para presentar la última colección de Moschino

#MFW

Jeremy Scott recupera a la supermelos para presentar la última colección de Moschino

Jeremy Scott propone una colección para vestirse sin motivo alguno en un momento en el que la vida está más parada que nunca: "Lo que necesitamos ahora es fantasía y glamour".

"Quería hacer cosas que no se puedan hacer en la vida real", decía Jeremy Scott a través de una videollamada desde Los Ángeles a los asistentes a la presentación digital de la nueva colección de Moschino dentro del calendario de la Semana de la Moda de Milán. Esto, por surrealista que parezca, es la realidad que nos está tocando vivir desde que estalló la pandemia por el Coronavirus y, por este mismo motivo, el diseñador quiso con esta colección recrear todas aquellas cosas que no se puede hacer hoy en día.

Ir a la oficina, ir de compras, una escapada al campo... actividades que todavía recordamos como cotidianas, pero de las cuales hemos sido privados -en cierta medida- por todo lo que está ocurriendo. Alejado de la idea que parece impregnar todas las colecciones otoño/invierno 2021/2022 vistas hasta el momento -las de vestirse cómodo para un vida que se desarrolla, en gran medida, dentro de casa y a través de una pantalla-, Scott invita a sus clientes a, simplemente, vestirse mucho, como hacíamos antes, aunque no tengamos razón alguna por el cual hacerlo. "Lo que necesitamos ahora mas que nunca es fantasía, glamour y cosas que te hagan sentir maravilloso, y no creo que los pantalones deportivos hagan eso", reconocía el diseñador.

Jeremy Scott: "Lo que necesitamos ahora es fantasía y glamour"

Para ello hizo viajar a los espectadores hasta el antiguo Hollywood y su característico glamour que impregnada cualquier tipo de acción cotidiana; también a los viejos desfiles, donde las modelos se movían por pequeñas pasarelas sin prisa alguna, mostrando con giros y poses más exageradas los estilismos. Para ello, también el propio Jeremy Scott viajó al pasado a través de los archivos de la marca y rescató algunos motivos de Franco Moschino, alma mater de la firma. Reseñable también su decisión de traer de vuelta para su desfile a grandes nombres del mundo de la moda que, en una etapa complicada del sector, se han apartado de sus obligaciones profesionales (posiblemente por curarse en salud). Por ello, sobre la pasarela de Moschino aparecieron de nuevo conocidos rostros como Hailey Bieber, Stella Maxwell, Taylor Hill, Lily Aldridge, Winnie Harlow, Precious Lee, Miranda Kerr, Joan Smalls... y hasta divas del pin-up, como Dita Von Teese.

Por ello, el desfile de Moschino podría definirse, tal y como iba explicando Maye Musk, la ficticia presentadora del espectáculo, de la siguiente manera: trajes de chaqueta y pantalón o falda estampado con rayas diplomáticas para ir a trabajar; estampado de nueves, hierva y vacas para pasar un día en el campo; looks pintorescos para una jornada de museos con tus amigas; looks inspirados en diferentes animales de la selva para lanzarse a la caza de las mejores prendas en un día de compras; y vestidos largos y pomposos para... pues para tomarse una copa de champán en compañía de las amigas.

Artículos recomendados