Menú
Aspesi

Aspesi

Es una de esas marcas que te vienen a la cabeza, más que por sus diseños concretos, por sus imágenes. Aspesi es una casa italiana a la que le gusta jugar con los códigos artísticos del momento, la fotografía como medio de difusión y la creatividad como base de sus diseños. Con un aspecto minimal y urbano a la vez, los Kinky Atoms son su no - logo.

Minimalista y sofisticada.

La firma nació en el año 1969 de manos de su fundador Alberto Aspesi. Su pasión y saber hacer en el mundo de las camisas masculinas le abrió una posibilidad de negocio que, con los años, nunca hubiera imaginado que podría alcanzar. Una vez la profesionalidad de sus camisas fue reconocida, Aspesi se aventuró a seguir creciendo y ampliando el negocio con los años.

Vestido de papel con flecos como arte conceptualVestido de papel con flecos como arte conceptual

Hasta el año 2017, la casa estuvo en manos de Alberto Aspesi, que desde esa fecha pasaría a convertirse en el director creativo y de producción de la firma. Fue entonces cuando su amigo Fabio Gnocci se hizo con el control de la marca, cuando el fondo italiano Armònia SGR adquirió Aspesi.

Pese al cambio de mandos, la creatividad sigue vigente y no pierde su lado estético más moderno, urbano, joven y de carácter italiano. Fieles a sus prendas libres de logos, los diseños conceptuales y sus abrigos representan una gran parte del legado actual de la firma tanto en su colección femenina como en la masculina, además de los accesorios de cada una de las líneas.

Moda, arte y arquitectura.

No solo de moda vive una marca, hecho que se ha ido demostrando en las últimas décadas gracias a la apertura de cafés, concep stores o palacios convertidos en museos de las grandes firmas del lujo. En este caso, la italiana Aspesi cuenta con sus tiendas convertidas en sitios de culto.

Más allá de ser un puesto físico de venta de productos, sus comercios cuentan con una decoración muy especial. Dependiendo del espacio, la temporada, la colección en concreto y la localización, las tiendas de Aspesi cuentan con un ADN muy personal que reivindica ese ambiente de mercado donde adquirir piezas únicas e irrepetibles. Tanto es así que, además de sus propias ofertas, también cuenta con accesorios de otras marcas afines a sus valores y su línea estética, para hacer todavía más creíble el ambiente de mercado.

Inconvencional ante todo.

Mucho antes del Gucci actual o un rompedor Off-White, Aspesi ya contaba con su lado más artístico y con un lenguaje canalla a través de sus anuncios publicitarios. Más allá de la moda, estaba siempre su reivindicación y el discurso social y político que cada una de las imágenes tenía tras de sí. Aunque en la actualidad también juegan con espacios donde compartir la experiencia de la firma y tienen un estilo de comunicación más relajado, sus campañas siguen teniendo ese rastro de altavoz con el que siempre ha conquistado.

Es una marca rompedora y arriesgada, alejada de todo convencionalismo y de las tendencias de la calle. Aspesi sigue sus propios impulsos y no se deja llevar por una marea de productos de moda, sino que lanza al mercado cosas totalmente distintas. No hace lo que se supone que haría una marca de moda, sino que invierte tiempo, dinero e ingenio que ofrecer otra serie de cosas.

Abrigo de papel de la colección 2011Abrigo de papel de la colección 2011

Los Kinky Atoms fueron una reinterpretación de la logomanía venidera. Más allá de la creación de un dibujo concreto o de la estampación en letras mayúsculas de su nombre, la casa italiana decidió crear junto al artista Dirk van Dooren estas pequeñas máscaras de diversos colores, formas y con rasgos geométricos distintos. Era su no - logo reconocible para unos pocos que duró desde el año 1998 hasta 2006.

Fue en esta última fecha cuando, frente a todo pronóstico, Aspesi ve un hueco de mercado que antes no se habían planteado las demás firmas de moda. Lejos de la línea cosmética, las fragancias o los accesorios de vanguardia, la firma se adentró en el mundo de la colada creando un detergente con un packaging clásico de cristal, similar a las botellas antiguas de leche, junto con los Kinky Atoms de protagonistas. Un nuevo producto que se recreó en diversas campañas publicitarias como reclamo artístico y caricaturesco.

A golpe de click.

De Aspesi destaca sobre todo su vena artística a través de la lente de los fotógrafos más destacados del momento. En el año 1988 colaboró con una joven Linda Evangelista retratada a través de la lente de Peter Lindberg en California. La campaña se repitió con este tándem cuatro años más cambiando la localización, hasta que llegó el relevo con Christy Turlington en Malibú en el año 1991.

Otro de los grandes fotógrafos del momento que tuvo ocasión de trabajar para la firma italiana y sus campañas fue Robert Frank. En paralelo a Evangelista y Lindberg, la línea masculina de 1988 se retrató a través de una serie de fotografías en blanco y negro que duró tres campañas más.

En la era de las falsificaciones y antes de que lo 'fake' se convirtiera en tendencia, Oliviero Toscani, el fotógrafo predilecto de la firma Benetton, sacaba su lado más social con una serie de fotografías donde se representaba la venta callejera de falsificaciones. Los protagonistas de las imágenes eran tres estudiantes universitarios ataviados con los abrigos de la firma mientras comercializaban con los bolsos de otras marcas conocidas, pero de dudosa procedencia.

Actualmente, Paolo Roversi es el encargado de dar vida a las colecciones de Aspesi a através de su fotografía. Llenas de emoción y de imágenes que tienen una representación más personal, Natalia Vodianova, Stella Tennant, Saskia de Brauw o Guinevere van Seenus han sido algunos de sus últimos protagonistas. Un camino y una historia que podría ser contada a través de los mensajes ocultos que muestran cada una de las imágenes que han formado parte del legado Aspesi.

Artículos relacionados

Aspesi, moda en papel para la Vogue Fashion's Night Out

Aspesi, moda en papel para la Vogue Fashion's Night Out

La tienda madrileña de la firma exhibirá estas sorprendentes prendas hasta la próxima Navidad.

Fotos relacionadas