Menú
El vestido de lunares de Jill Biden con el que no quiere decir nada

El vestido de lunares de Jill Biden con el que no quiere decir nada

El vestido de lunares de Jill Biden con el que no quiere decir nada

7

Si bien desde siempre la ropa y las firmas que vestías las Primeras Damas de los Estados Unidos eran cuestión de Estado (se daban a conocer siempre en las notas de prensa de cada acto que tenían), algo ha cambiado con la llegada de Joe y Jill Biden a la Casa Blanca: ni están ni se les esperan. Desde su propio gabinete de comunicación han explicado que no se trataba de un error y que por el momento no se va a informar sobre ello. Pese a escueta la explicación, dice todo lo que tiene que decir. No están los tiempos en plena pandemia mundial donde los muertos cada día se cuentan por centenares para centrar nuestra atención en las etiquetas que cuelgan de la ropa de Jill Biden, sobre todo cuando sus cifras seguramente no fuese bajas. Esta también es una forma de alejarse un poco del papel que tenían las anteriores Primeras Damas. Si bien Michelle Obama habían conseguido tener un discurso propio y reivindicativo con todo lo que vestía, en el caso de Melania Trump daba lugar a más polémicas que otra cosa (como para olvidar aquella parka verde en la que se podía leer: 'A mí no me preocupa, ¿y a ti?' tras su visita a los refugios de Texas). Así que Jill Biden ha optado por hablar, ni bien ni mal, no hablar. Tal es su convicción que incluso se ha cerrado ya una cuenta de Instagram bajo el nombre 'Jill Biden Closet' que, como ocurre con otras celebridades, se irían etiquetando las marcas de las prendas que se va poniendo, todo esto de forma altruista y detrás de la cual se escondería una persona anónima. Por eso, que Jill Biden se haya puesto este vestido marrón de lunares blancos con cuello y mangas de camisa, cinturón y falda larga con vuelo nos tiene que decir, literalmente, nada.

Otros looks