Menú
Laura Haddock, Dreen Hemingway y Alicia Vikander, las peor vestidas de los BAFTA 2016
LOOKS BAFTA

Laura Haddock, Dreen Hemingway y Alicia Vikander, las peor vestidas de los BAFTA 2016

Estampados llamativos, prendas sintéticas o detalles brillantes han desfilado por la alfombra roja de los Premios BAFTA, la cara B de estos galardones.

Siempre que se despliega una alfombra roja las invitadas saben que se ponen en el disparadero. Sus looks son analizados detalle a detalle para formar la lista de las mejor y las peor vestidas, algo que, por supuesto, no podía faltar en la entrega de los Premios BAFTA 2016 este domingo 14 de febrero.

Dree Hemingway con un vestido de Gucci en la alfombra roja de los BAFTA 2016Dree Hemingway con un vestido de Gucci en la alfombra roja de los BAFTA 2016

Rayos de color

Bel Powley ha sido una de las que ha puesto la nota discordante en esta fiesta del séptimo arte, eso si, en lo que a moda respecta. La actriz ha optado por lucir un vestido de Gucci nada acertado para una red carpet. La prenda es de gasa brillante con colores intensos en forma de rayas que bien parece que simbolizan el arco iris. Es un sencillo modelo compuesto de tirantes finos y una amplia falda, un estilismo que bien recuerda al que lució la también actriz Nicole Kidman en los premios SAG, un diseño de la misma firma.

Otra que ha sorprendido, y para mal, ha sido Dreen Hemingway que también ha escogido a la casa italiana para lucirse en una gran noche. La top model se ha enfundado en un vestido de caída y manga larga. Lo más llamativo del diseño es que que está elaborado de encaje rojo intenso, y a modo de decoración lleva impregnado unos detalles florales, conformados en tonalidad rosa, verde y negro, para conseguir un efecto más llamativo. Asimismo, ha optado por apoyar su estilismo con un clutch dorado, que la verdad no le sentaba nada mal.

Laura Haddock con un diseño total black de plumas en la alfombra roja de los BAFTA 2016Laura Haddock con un diseño total black de plumas en la alfombra roja de los BAFTA 2016

Tonalidad apagada

Stacy Martin tampoco supo brillar en esta noche. La joven intérprete ha optado por lucir un modelo de tonalidad vino. Un vestido de caída y pegado a su figura, aunque no ajustado, en tejido terciopelo con un vertiginoso escote, que marcaba su delgada figura. Un color muy apagado que únicamente ha resaltado por los detalles brillantes que recorrían todo el diseño. Una prenda que bien podría haber sido de las más estilosas de la ceremonia de no haber sido por el gran exceso de escote y la cantidad de brillos.

Pero si ha habido alguien que no ha sabido en acertar en una noche mágica como son los BAFTA, ha sido la actriz Laura Haddock. Para sorpresa de todos la intérprete ha sido una de las peor vestida de la noche, y es que su modelo no es nada lícito para una entrega de premios. Haddock se ha enfundado en un diseño total black. Un vestido conformado por una falda de plumas desmesurada de Givenchy y una camisa de transparencias. Look muy fúnebre para una noche de luces.

Dakota Johnson con un diseño de Dior en la alfombra roja de los BAFTA 2016Dakota Johnson con un diseño de Dior en la alfombra roja de los BAFTA 2016

Estilismos arriesgados

La nominada Alicia Vikander ha vuelto a dar la sorpresa, y no por alzarse con los galardones a los que optaba, sino por su fracaso sobre la alfombra roja, a diferencia de lo que sucediera en la noche de los SAG, donde fue una de las más bellas. Para esta la penúltima gran ceremonia del séptimo arte ha vuelto a confiar en la firma Louis Vuitton, no obstante el resultado no ha sido el mismo que con su vestido de pilletes. Un modelo de cuero y forma lineal con detalles encadenados brillantes, no han conseguido que sea una de las más bellas, sino que al sacar su lado rockero ha perdido su toque de magia, ya que el vestido iba por un lado y ella por otro. Una noche para el olvido.

Dakota Johnson ha demostrado que cada vez está cogiendo más soltura a la hora de desfilar por las alfombras rojas, sin embargo, a veces los estilismos arriesgados no son siempre los más acertados. En esta nueva fiesta del cine, la joven intérprete se ha enfundado en un sencillo vestido de Dior. Una prenda de color rojo intenso con pequeños volantes, falda amplía y tirantes finos. Estaba sexy, sí, pero no ha convencido como en otras ocasiones, ya que la parte del pecho no se asentaba a su cuidada figura.

Artículos recomendados