Menú
Tipos de escotes: ¿cuál me queda mejor?
EL LOOK PERFECTO

Tipos de escotes: ¿cuál me queda mejor?

A la hora de elegir qué tipo de escote puede realzar y sacar el mejor partido a nuestro pecho, es importante considerar cada uno de los rasgos de nuestra figura.

Cada figura es una imagen únicaCada figura es una imagen única
El cuerpo de una mujer es, sin duda, todo un mundo por descubrir. Los hay que son parecidos pero no iguales, y eso no lo sabe nadie mejor que nosotras mismas. Rasgos que nos definen de pies a cabeza y que convierten a cada figura en una imagen única. Que si unos pechos más y menos desarrollados, que si caderas más anchas que otras, que si de estatura más grande o más pequeña... Las diferencias pueden llegar a ser infinitas. Aunque, por lo general, existen una serie de patrones para clasificar el cuerpo de la mujer, según la forma que presente a simple vista.

Existen figuras con forma de reloj de arena, triangulares, al estilo de un triángulo invertido, ovaladas, rectangulares, etc. Una extensa clasificación que nos hace ser conocedoras de nuestro propio cuerpo y que, a su vez, logra que podamos resaltar cada una de nuestras cualidades. Con el pecho y los escotes ocurre exactamente lo mismo. Una de las características más peculiares de la figura femenina a la que hay que saber sacar el partido correspondiente. Y para ellos es imprescindible que conozcamos cada una de los variedades de escotes que mejor puedan ir con nuestro cuerpo.

Clases de escotes: ¿A qué tipo de pecho le viene mejor?

- Escote barco o bandeja. El porqué de su nombre se debe a la semejanza que guarda éste con la parte inferior de un barco. En cuanto a su forma, puede mostrarse más cerrado o más abierto y enseñando más o menos los hombros. También su forma puede presentarse más pronunciada y curvada o incluso llegando a parecer recta. Esta variedad es ideal, sobre todo, para aquellos cuerpos con forma de triángulo invertido, ya que logran resaltar el busto y disimular la cadera, y también para los que son rectangulares y parecidos a un reloj de arena. La ocasión perfecta para lucirlo sería en un traje de novia o en algún look de verano.

-Escote cuadrado. Se denomina así por presentar una forma totalmente cuadrada. Este tipo de escote suele ser el más favorecedor para aquellas personas que presuman de un busto grande y que, además, lo quieran resaltar. Es también muy aconsejable para mujeres con el cuello ancho y con la cara redonda, ya que conseguirán que su cuerpo luzca sexy, alargado y muy elegante. Por el contrario, es preferible que mujeres con el pecho poco voluminoso se abstengan de lucir este tipo de escote, ya que a la hora de realzarlo apenas logrará resultado. A la hora de lucirlo, podemos encontrarlo tanto en looks de fiesta como en camisetas veraniegas.

Los escotes fijan la atención en el bustoLos escotes fijan la atención en el busto

-Escote redondo o escote caja. Es aquella variedad que dibuja una ligera curva entorno al cuello, pudiendo ser más o menos pronunciada. A la hora de mostrarse más separada del rostro y, por lo tanto, mucho más marcada, adopta la forma de una de sus variantes: la del escote en 'U' o también conocido como ovalado. En esta caso, el escote redondo se encarga de fijar la atención en el busto y ensanchar los hombros, por lo que es recomendable para personas con hombros estrechos, cuellos finos y con curvas. Además, es una de las variedades más tradicionales y que temporada tras temporada lidera los looks de miles de mujeres.

-Escote en 'V' o de pico. Se caracteriza por su aspecto pronunciado en forma de 'V' y por ser una de las opciones más sensuales a la hora de combinarlo con nuestro outfit. En cuanto a sus funciones, el escote en 'V' o de pico se encarga de pronunciar y alargar el cuello, realzar cualquier tipo de pecho, estilizar los brazos y también hace que los hombros se estrechen. Actualmente, son los preferidos por multitud de celebrities en las alfombras rojas de medio mundo, otorgando un grado de sensualidad y feminidad exhaustivo. En ocasiones, puede llegar a ser tan pronunciado hasta alcanzar la altura de la cintura, conocidos como escotes plunging.

-Escote corazón. Es conocido con este nombre por presentar la forma de un corazón, dibujando sus trazos por encima del pecho. Además, a pesar de que consiga amoldarse a cualquier tipo de cuerpo, se aconseja que sea utilizado, sobre todo, por aquellas mujeres con un busto grande. El motivo no es otro que su resultado, ya que es propenso a dar una imagen push-up y también a realzar las curvas y la cintura. Por su parte, es uno de los escotes estrella a la hora de elegir un look festivo o de altar, siendo uno de los más sexys y elegantes para las futuras novias.

-Escote palabra de honor o 'strapless'. Esta variedad comparte ciertas semejanzas con el escote corazón, pero siendo éste de corte más uniforme y recto que el anterior. Así, sin necesidad de mangas ni tirantes, este escote además se ha convertido ya en una opción muy tradicional y recurrida entre la sociedad femenina. Y es que, aparte de realzar el busto y conseguir un resultado bonito, hace que la cintura quede más estrecha y ceñida. Una estilización de la figura que llega tanto a mujeres con el pecho grande como a aquellas que presuman de menos, dando la sensación de alguna que otra talla más.

Escote cuadradoEscote cuadrado
-Escote cruzado. Suele ser una de las opciones más utilizadas, sobre todo, en mujeres con el busto prominente. En esta ocasión, las variantes también pueden ser muy diferentes, llegando desde su punto más pronunciado al más discreto y del más sexy al elegante. Además, normalmente aquellos diseños caracterizados por este tipo de escote acostumbran a ser confecciones con telas mucho más sueltas y holgadas, por lo que se presenta como el perfecto aliado para ocultar algún que otro kilito de más. En cuanto a su diseño, éste puede adoptar una imagen final similar a la del escote corazón, el de pico o el plunging. Son ideales para cualquier tipo de vestido o camisa.

- Escote lágrima. Su denominación proviene de la forma que dicho escote aporta al diseño, siendo una lágrima el resultado y situándolo justo en medio del busto. Su diseño también puede presentar distintas variantes, siendo algunos más anchos y otros más estrechos y pudiendo alcanzar diferentes longitud. Todo dependerá del efecto que se le quiera dar al look final: informal, elegante, sexy, cuidado, etc. Además, siempre aparecen acompañando y decorando otros tipos de escotes, como por ejemplo el redondo o el halter. Una opción tan versátil y dinámica que año tras año es escogida por muchas celebrities para pasear por la alfombra roja.

- Escote halter. Es conocido también como escote Marilyn, por recordar tanto a uno de los clásicos y tan reconido vestido de la actriz. Su estilo está caracterizado por ir sujeto a la parte trasera del cuello, rodeando el busto, y por dejar desnudas la parte de los hombros y de la espalda. Al igual que ocurría con el escote lágrima, éste también puede aparecer acompañando a otro tipo de diseños, pudiéndose combinar con el escote cuadrado, en 'V', cruzado e incluso con el de lágrima. Asimismo, y como una de las características principales, destaca su sencillez y comodidad a la hora de lucirlo, pudiéndolo ajusta manualmente o con un simple broche.

- Escote capa, capucha o drapeado. Es aquel cuyo diseño cae sobre el busto con muchos pliegues, a modo de capucha. Su resultado es uno de los más elegantes y ligeros que se puede encontrar, llegando incluso a alcanzar la altura de la cintura. Todo depende del gusto de cada una y del resultado que se le quiera aportar al look final. Una de sus funciones, al igual que el escote cruzado, es la de ocultar alguna que otra imperfección o complejo que podemos tener en el pecho. Normalmente, se utilizan mucho para combinarlos con vestidos largos de gala y también drapeados. Su elegancia y sofisticación no le han hecho ser uno de los más utilizados, pero si una de las opciones más bellas y sutiles.

- Escote asimétrico o griego. Son conocidos por dejar un hombro al descubierto y otro sujeto con un tirante y por dar como resultado una imagen al más puro estilo Helena de Troya. Además, este tipo de escote consigue hacer que muchas mujeres puedan lucir un cuello mucho más esbelto y alargado. Por su parte, no existen figuras determinadas que mejor acompañen a esta elegante propuesta, sino que encaja a la perfección con cualquier tipo de cuerpo y busto. Es más, aquellas con un pecho pequeño podrán incluso conseguir mayor volumen con este escote. Asimismo, este diseño se puede encontrar en cualquier tipo de confección, siendo ideales para fiestas, ceremonias y bodas.

- Escote de hombros caídos. Este diseño está pensado, como su propio nombre indica, para dejar los hombros completamente al descubierto. Sin duda, es uno de los escotes más favorecedores, femeninos y elegantes. Suele ir acompañado de una manga larga o manga corta, al estilo francés, dibujando y realzando con dulzura los rasgos de la mujer. Asimismo, su combinación es buena para cualquier tipo de busto y, normalmente, acompaña a los escotes corazón, palabra de honor, en pico (aunque expandiendo más su abertura), etc. No suele ser recomendable para personas con el cuellos corto y ancho.

El escote bardot ha vuelto a tener protagonismoEl escote bardot ha vuelto a tener protagonismo

-Escote ilusión o fantasía. Es denominado así al crear una especia de ilusión óptica, ya que realmente se trata de un escote corazón, en 'V' o palabra de honor que a su vez ha sido recubierto con una tela bordada en tul, con pedrería, de seda, etc. Es decir, se trata de un trozo de tela que ha sido sobre expuesta al escote original, dando como resultado un falso escote redondo, cuadrado o barco. Sin duda, un juego de estética y materiales que aportan mucho juego y dinamismo al resultado final. Además, su confección manual hace que estos diseños sean realmente exclusivos, por lo que es más común verlos en eventos más destacados e importantes.

-Escote bardot. Se trata de una de las grandes novedades del año. Son muchas las colecciones que ya cuentan con él para esta temporada y que parecen apuntar demasiado alto. Aunque su historia viene de largo, ya que dicho modelo se remonta a los años 70 y a la lengendaria Brigitte Bardot. Son además muy conocidos por su máxima aparición en grandes películas como Grease, y ahora parece que vuelven a ser tendencia. En cuanto a su diseño, están confeccionados para dar una imagen recta y uniforme y dejar al descubierto tanto la clavícula como los hombros. Su estétita sexy y atrevida le ha hecho convertirse, sin duda, en la prenda del momento. Se puede encontrar tanto en camisetas como en vestidos.

Artículos recomendados

Comentarios